Las Persianas Alicantinas

Todos aquellos que hayan vivido alguna vez en su vida en algún país del norte o centro de Europa como pueden ser Alemania, Reino Unido o Noruega, habrán echado de menos muchas cosas de su vida en España. Y es que además de lo más común que se suele extrañar como son la familia, los amigos o la comida, hay algo que nunca suponíamos que íbamos a extrañar pero acabamos haciéndolo. Hablamos de las persianas alicantinas.

Y es que algo tan común en nuestros hogares llegan a ser algo que nos falta en estos países en los que las ventanas no lucen este tipo de barrera lumínica. Y si nos ponemos a pensar en algún tipo de persianas, quizás a muchos de nosotros se nos vienen a la cabeza las persianas típicas enrollables con cuerdas, que están formadas por diferentes baldas cogidas con ganchos y son enrollables con una cuerda. Pues bien amigos, debemos saber que esa idea de persiana que todos tenemos en la cabeza son las persianas alicantinas.

Las persianas alicantinas han sido tradicionalmente las más comunes en cualquier hogar, y que siguen siendo muy comunes en algunas ciudades y en algunos pueblos de nuestro país. Este tipo de persianas pueden estar hechas de diversos materiales, cada uno de ellos especiales para un tipo de espacio diferente ya que cuenta con unas características diferentes.

¿Persianas de plastico o de madera?

Podemos encontrar persianas alicantinas hechas con material de plástico de gran durabilidad. Las propiedades que ofrecen este tipo de material son únicas ya que cuenta con gran dureza y durabilidad, lo que hace que sean ideales para colocarlas en la zona exterior, pues suelen ser resistentes a los cambios climáticos de humedad y de temperatura durante un tiempo largo.

Por otra parte, estas persianas también pueden estar fabricadas a base de otros materiales como la madera, ideales para colocarlas en el interior y dar a nuestro hogar un aire de elegancia y sofisticación gracias a estas persianas tan tradicionales que consisten en la unión de las diferentes partes gracias a sus ganchos y enrollables con una cuerda.

Persianas que sanean nuestra casa

Cuando nos proponemos a realizar alguna reforma en casa es muy importante saber quién es el que contratas y vas a meter en tu casa, tiene que ser un profesional garantizado y una persona digna de tu confianza ya que no se debe meter a ningún desconocido en nuestra casa. Es preferible si conocemos previamente a quién nos vaya a hacer la obra porque de ese modo puedes asegurar que no metes en tu casa a alguien a quien no debas meter.

Al realizar una reforma en una casa o un piso poca gente se fija en las ventanas, pueden llegar a cambiarlo todo menos las cortinas o las persianas, con lo fácil que sería colocar unas  alicantinas baratas  que son muy fáciles de instalar y quedan muy bien. Existen un montón de modelos y de materiales diferentes que puedes escoger para cambiar las persianas y darle así a tu casa un toque muy favorecedor y diferente.

Una de las estancias que más se remodelan en la actualidad son los cuartos de baño que dependiendo la edad del edificio pueden llegar a ser extremadamente antiguos y es muy necesario que el baño sea uno de nuestros lugares preferidos de toda la casa, ya que es una estancia en la que pasamos bastante tiempo de nuestras vidas. A la gente le parece que el baño es una estancia en que a cada persona le gusta estar bien consigo mismo y sentirse lo más cómodo posible. Si donde vives es un edificio viejo es muy probable que tengas que cambiarlo casi todo del baño y la obra se alargará bastante ahora el problema radica en qué harás mientras el baño no funciona, ahí cada uno tiene que apañárselas como buenamente pueda el ingenio de cada uno en esas situaciones resulta esencial.

Todos coincidimos en que las reformas en casa pueden resultar molestias, pero hay que reconocer que en muchas ocasiones son extremadamente urgentes y necesarias para que nuestras casas tengan una buena salud para que así puedan durar mucho más y en mejores condiciones, al igual que los que habitamos en ellas.